Temas de salud

¿Qué es el virus del Zika?

El virus del Zika se transmite a través de la picadura de ciertos tipos de mosquitos. Si bien puede causar fiebre, salpullido, dolor de las articulaciones y enrojecimiento de los ojos o conjuntivitis, aproximadamente el 80 por ciento de las personas con zika no se enferman ni muestran signos o síntomas. El zika también puede transmitirse a través de transfusiones sanguíneas y contacto sexual.

¿Debo preocuparme?

La temporada de mosquitos en la mayor parte de Texas es larga, y muchas personas viajan a lugares en donde el Zika está activo. Esto significa que hay grandes posibilidades de que usted entre en contacto con el virus del Zika y de que pueda transmitirlo a sus seres queridos y a otras personas en Texas.

El virus del Zika también puede transmitirse de madre a hijo, si la madre se contagia con el virus del Zika durante el embarazo. Se ha encontrado una relación entre el virus del Zika y defectos de nacimiento como la microcefalia, una condición en la cual la cabeza del bebé es mucho más pequeña de lo esperado, y que puede causar retrasos en el desarrollo.

Si tiene alguna inquietud o piensa que usted podría tener zika, hable con su doctor.

¿Qué puedo hacer para prevenir el zika?

A partir del 12 de febrero, Healthy Texas Women y el Programa de Planificación Familiar añadirán el repelente de mosquitos como beneficio cubierto durante todo el año para los clientes que reúnan los requisitos.

Estos programas cubrirán el costo del repelente de mosquitos para niñas y mujeres de entre 10 y 55 años, mujeres embarazadas de cualquier edad y hombres mayores de 14 años, siempre y cuando se cumplan los requisitos.

Las beneficiarias de Healthy Texas Women pueden solicitar el repelente de mosquitos en un gran número de farmacias sin necesidad de receta médica. Llame a su farmacia para verificar que está inscrita en este programa.

Para encontrar el número de teléfono de la farmacia, puede usar el buscador de farmacias del sitio web del Vendor Drug Program (en inglés).

Las beneficiarias de Healthy Texas Women pueden presentar su tarjeta de identificación, tal como lo harían con cualquier receta médica.

Los participantes del Programa de Planificación Familiar pueden obtener el repelente en una clínica participante de dicho programa.

Los siguientes programas de Texas también ofrecen el beneficio de repelente de mosquitos:

  • Medicaid
  • Programa de Seguro Médico para Niños
  • CHIP Perinatal
  • Programa de Servicios para Niños con Necesidades Médicas Especiales (CSHCN)
  • Programa de pago por servicios de atención prenatal de Título V

Dado que los requisitos no son los mismos para todos los programas, le recomendamos comprobarlos en cada caso.

Actualmente, no existe ninguna vacuna ni tratamiento para el virus del Zika. La mejor defensa contra la infección es evitar que los mosquitos se reproduzcan y protegerse de las picaduras de mosquitos. Se recomienda además seguir estas sencillas recomendaciones para que tanto usted como sus seres queridos estén protegidos contra el virus del Zika.

Cuando esté en exteriores:

  • Aplique repelente de mosquitos aprobado por la Agencia de Protección al Ambiente (EPA).
  • Use pantalones y blusas de manga larga para proteger la piel normalmente expuesta.

Cuando esté en casa:

  • Use mosquiteros en puertas y ventanas o manténgalas cerradas para evitar que los mosquitos entren en su casa.
  • Deshágase del agua estancada dentro y en los alrededores de su casa, como el agua en latas, juguetes, llantas, bases de macetas o cualquier otro recipiente que pueda acumular agua.
  • Cubra los botes de basura o recipientes que puedan acumular agua.

Si está embarazada:

  • Protéjase contra las enfermedades de transmisión sexual. Considere abstenerse de relaciones sexuales, o use condones de la manera apropiada.
  • Evite viajar a regiones donde el virus del Zika esté activo.

Vea más información

Puede ver más información sobre el virus del Zika en:

Tener hijos es un acontecimiento importante en la vida de muchas personas, y las opciones de planificación familiar y control de la natalidad son importantes para muchas mujeres y hombres. Algunas personas llegan a la conclusión de que no están preparadas para tener hijos. A otras les gustaría decidir cuántos hijos tener y cuándo tenerlos.

Encontrar la opción que más le conviene
Hay una amplia gama de opciones de planificación familiar y control de la natalidad para mujeres y hombres, incluidos:

Anticonceptivos hormonales de acción corta:
Su doctor o proveedor de atención médica puede recetarle estos métodos, que pueden tener una eficacia de hasta el 99% siempre que se usen o tomen correctamente. Entre ellos figuran:

  • Píldoras anticonceptivas
  • Parches
  • Anillos vaginales
  • Inyecciones anticonceptivas 

Anticonceptivos reversibles de acción prolongada:
Su doctor o proveedor de atención médica puede colocar o insertar estos métodos. Pueden durar entre 3 y 10 años, dependiendo del método, y tener una eficacia de hasta el 99%. Entre ellos figuran:

  • Dispositivos intrauterinos (DIU)
  • Implantes 

Métodos de barrera:
Estos métodos se usan cada vez que se tienen relaciones sexuales para prevenir el embarazo y pueden tener una eficacia de entre el 94% y el 98% siempre que se usen correctamente. Estos métodos incluyen:

  • Condones masculinos y femeninos
  • Espermicidas
  • Diafragma
  • Capuchón cervical  

Método natural de planificación familiar:
Este método consiste en llevar un control del ciclo menstrual para determinar qué días se es más fértil y existen mayores probabilidades de quedar embarazada. Este método consiste en:

  • Tomar la temperatura corporal.
  • Llevar un control del ciclo menstrual. 

Esterilización permanente:
Este método puede evitar el embarazo para toda la vida y se lleva a cabo mediante cirugía o un procedimiento médico. Este método puede tener una eficacia del 99%, dado que en casos aislados el procedimiento no funciona. Este método puede incluir:

  • Ligadura de trompas (mujeres)
  • Vasectomía (hombres)

Abstinencia:
Este método consiste en evitar las relaciones sexuales por completo para prevenir el embarazo. Este método tiene una eficacia del 100%. 

Aprenda más
El Programa de Planificación Familiar y Healthy Texas Women ofrecen servicios de planificación familiar y opciones para el control de la natalidad. Para valorar las opciones que más le convienen, hable con su proveedor de atención médica o encuentre un doctor usando la herramienta Buscar un médico.

Llevar una vida saludable hoy en día es importante por muchas razones, entre ellas un posible futuro embarazo. Ya sea que la llegada de un bebé esté a la vuelta de la esquina o que tarde años en llegar, tu salud en este momento puede afectar tu bienestar emocional, físico y mental en el futuro, y el de tu bebé.

Encontrar el punto de equilibrio en tu vida puede ser abrumador. Estas son algunas maneras en las que puedes tomar el control:

  • Haz ejercicio con regularidad
  • Lleva una dieta saludable
  • Deja de fumar
  • Busca una manera de aliviar el estrés
  • Crea un ambiente saludable a tu alrededor

Fijarte metas puede ayudarte a que estés lo más sana posible. Para las mujeres, esto incluye elegir un plan de salud reproductiva, como decidir entre la abstinencia, los métodos anticonceptivos y los métodos naturales de planificación familiar. Entender cuáles son tus opciones es importante; hay programas y servicios a tu disposición que pueden ayudarte.

Cómo conseguir ayuda

Visita Bebés Sanos en Texas, donde encontrarás guías para un nuevo estilo de vida, herramientas para planificar el parto y más información sobre cómo tomar las riendas de tu vida.

O bien, llama al (512) 776-7373 para pedir más información.

Como madre que acaba de dar a luz, cuidar de usted misma es tan importante como cuidar de su bebé. Tener a un bebé puede dar lugar a todo un mundo de emociones: felicidad, alivio, agotamiento, ansiedad, y más. Encontrar un punto de equilibrio y apoyo para usted y su bebé es muy importante para crear un hogar sano y feliz.

Asegúrese de dormir lo suficiente, de comer bien y de hacer ejercicio. Y, si siente que algo dentro de usted ha cambiado, hable con alguien que pueda ayudarle o brindarle apoyo. Acudir a sus citas después del parto es parte importante de proteger su salud, y su doctor es un gran recurso que puede ofrecerle orientación y consejos.

La salud emocional es también un aspecto importante para las madres que acaban de dar a luz. La depresión posparto afecta hasta a una de cada siete mujeres, de acuerdo con el Colegio Americano de Obstetras y Ginecólogos. La depresión posparto aparece a menudo entre una y tres semanas después del parto, aunque puede empezar durante el embarazo o incluso un año después del parto. Algunos de sus síntomas son:

  • Sentimientos de culpa
  • Problemas para dormir
  • Dificultad para crear lazos afectivos con tu bebé

Comuníquese hoy mismo con su proveedor de salud si ha dado a luz recientemente y está experimentando estos síntomas. Es importante informarle al doctor de sus síntomas y recibir tratamiento, como por ejemplo terapia, lo más pronto posible.

Cómo conseguir ayuda

Para más información sobre recursos que pueden ofrecer apoyo con asuntos de salud o económicos, llame al 2-1-1 o visite las siguientes páginas web:

Para más información sobre cómo lograr que tanto usted como su bebé se mantengan seguros y sanos, y para aprender más sobre ciertos problemas médicos, visite el sitio: https://www.cdc.gov/pregnancy/Spanish.

La diabetes tipo 2 es una enfermedad crónica que puede prevenirse y que se caracteriza por niveles elevados de azúcar en la sangre. La diabetes tipo 2 puede aumentar el riesgo en la mujer de padecer problemas de salud como ceguera, depresión o enfermedades del corazón.  La diabetes tipo 2 también reduce las posibilidades de quedar embarazada o aumenta el riesgo de padecer enfermedades durante el embarazo que pueden afectar a la salud del bebé.

Según el Departamento de Salud y Servicios Humanos de Estados Unidos, más de 13 millones de mujeres padecen la diabetes tipo 2. Es importante conocer los factores médicos o los estilos de vida que pueden aumentar el riesgo de padecer la diabetes tipo 2. Estos factores incluyen:

  • El exceso de peso o la obesidad
  • La presión arterial alta
  • El colesterol alto
  • La falta de actividad física
  • Antecedentes familiares de diabetes

¿Cuáles son los síntomas?
Algunas personas con diabetes tipo 2 no experimentan ningún síntoma. No obstante, entre los síntomas más frecuentes de la diabetes tipo 2 figuran:

  • El aumento de la sed y el hambre
  • La orina frecuente
  • El cansancio extremo
  • La visión borrosa
  • Cortes y moretones que tardan en sanar
  • Hormigueo, dolor o entumecimiento de manos o pies

Las mujeres pueden además experimentar otros síntomas, como: 

  • Infecciones vaginales y bucales por cándida
  • Infecciones del tracto urinario
  • Síndrome del ovario poliquístico

Aprenda más
El programa Healthy Texas Women ofrece pruebas de detección y tratamiento para la diabetes. Si cree que tiene alguno de los síntomas o factores de riesgo de la diabetes tipo 2, póngase en contacto con su proveedor de atención médica para que comprueben sus niveles de azúcar o encuentre un doctor usando la herramienta Buscar un médico.  

Lo que las mujeres deben saber sobre el cáncer de seno
Uno de los cánceres más frecuentes en las mujeres es el cáncer de seno. Se desarrolla cuando las células del organismo cambian y se propagan hasta formar un bulto o masa llamado tumor.

En la mayoría de los casos, el cáncer de seno aparece en el tejido mamario, que contiene las glándulas necesarias para producir leche, o en los tubos que conectan dichas glándulas al pezón. Este tipo de cáncer suele detectarse mediante una mamografía antes de que la paciente presente otros síntomas, o bien después de que una mujer detecte un bulto en uno de los senos. Por lo tanto, para velar por su salud y bienestar general, las mujeres tienen que saber cuáles son los factores de riesgo, conocer los síntomas y hablar con el médico sobre el cáncer de seno.

Para saber cuándo pueden aparecer los síntomas, las mujeres deben conocer bien sus propios senos y ser capaces de detectar cualquier cambio o anomalía para poder hablarlo con su médico. A partir de los 40 años, las mujeres pueden también empezar a hacerse mamografías, es decir, radiografías que ayudan al médico a visualizar posibles tumores en el tejido mamario.

Asimismo, es importante que se hagan chequeos periódicos para detectar cualquier cambio en su estado de salud. Si su médico observa algo fuera de lo normal en un seno, podría recomendar que se realice una biopsia del tejido mamario.

¿Cuáles son los factores de riesgo?
Según la Sociedad Americana del Cáncer, una de cada ocho mujeres contraerá cáncer de seno en algún momento de su vida. Entre los factores de riesgo destacan:

  • La edad. El principal factor de riesgo es la edad. Las mujeres de 45 a 54 años deben hacerse una mamografía al año. El riesgo de contraer cáncer de seno aumenta con la edad, y a la mayoría de las mujeres se les diagnostica una vez cumplidos los 50 años.
  • Antecedentes familiares. El riesgo de contraer cáncer de seno es casi el doble en las mujeres que tienen un familiar cercano (madre, hermana, hija) con cáncer de seno.
  • El peso. El riesgo aumenta entre las mujeres con sobrepeso u obesidad.
  • La transmisión de mutaciones genéticas. El riesgo aumenta entre las mujeres que heredan de sus padres ciertos cambios anormales en genes como el BRCA1 y el BRCA2.
  • La hormonoterapia. El riesgo de contraer cáncer de seno aumenta entre las mujeres que toman hormonas durante más de cinco años para sustituir el estrógeno y la progesterona durante la menopausia.

¿Cuáles son los síntomas?
El cáncer de seno puede producir síntomas en una fase temprana de la enfermedad, cuando el tumor es pequeño y más fácil de tratar. De ahí la importancia de hacerse chequeos periódicos.

El síntoma físico más habitual del cáncer de seno es la presencia de bultos no dolorosos. Hay que tener en cuenta que ciertos tipos de cáncer de seno pueden pasar a los nódulos linfáticos situados en las axilas y provocar la aparición de bultos o inflamaciones antes de que el tumor sea lo suficientemente grande para palparlo.

Otros síntomas menos frecuentes son:

  • Dolor o pesadez en los senos
  • Inflamación, engrosamiento o enrojecimiento de la piel
  • Secreción espontánea en los pezones
  • Deterioro o retracción de los pezones

¿Qué puede hacer usted al respecto?
Aunque no hay ninguna manera de prevenir el cáncer de seno, usted puede tomar una serie de medidas para tratar de reducir el riesgo de contraerlo, como por ejemplo tener en cuenta los factores de riesgo que sí se pueden controlar. Si cree que presenta algún factor de riesgo o síntoma propios del cáncer de seno o tiene más de 40 años, hable con su médico o proveedor para hacerse una mamografía con la que confirmar o descartar la enfermedad. La detección temprana mediante una mamografía permite ampliar el abanico de tratamientos al alcance de las pacientes. Para encontrar un médico, utilice la herramienta Buscar un doctor.

Más información
Si le han diagnosticado un cáncer de seno, podría recibir beneficios de Medicaid para el cáncer de seno y cervical. Póngase en contacto con una clínica de servicios para el cáncer de seno y de cuello uterino para averiguar si reúne los requisitos para participar en este programa de Medicaid. Use la herramienta Buscar un doctor para encontrar una clínica que pueda ayudarle a solicitar estos servicios. 

Cualquier mujer corre el riesgo de sufrir cáncer cervical, una enfermedad caracterizada por el crecimiento descontrolado de las células del cuello uterino. Según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU., el cáncer cervical afecta todos los años a cerca de 12,000 mujeres en los Estados Unidos.

Algunos estilos de vida o factores de salud pueden aumentar el riesgo de cáncer cervical, entre otros el virus del papiloma humano (VPH). Otros factores que pueden aumentar el riesgo de cáncer cervical son:

  • El consumo de tabaco
  • El virus de inmunodeficiencia humana (VIH)
  • Las infecciones de transmisión sexual (ITS)
  • Un sistema inmunitario debilitado

¿Cuáles son los síntomas?
En las etapas iniciales del cáncer cervical, es posible que las mujeres no manifiesten ningún síntoma. Por eso es tan importante someterse a pruebas rutinarias para detectar el cáncer cervical. En las etapas avanzadas del cáncer cervical, las mujeres pueden experimentar los siguientes síntomas:

  • Sangrado o secreción vaginal anormales, como la presencia de sangrado o flujo entre un periodo menstrual y otro o después de la menopausia.
  • Dolor durante las relaciones sexuales.

Aprenda más
El cáncer cervical puede detectarse temprano mediante una sencilla prueba de Papanicolaou, que permite comprobar la presencia de células precancerosas o de cambios a nivel celular en el cuello uterino. El programa Healthy Texas Women y los Servicios para el Cáncer de Seno y el Cáncer Cervical ofrecen este tipo de pruebas y servicios de diagnóstico.

Si es mujer y tiene entre 21 y65 años, debería hablar con su doctor o su proveedor de atención médica para hacerse una prueba de Papanicolaou para detectar el cáncer cervical. También puede encontrar un doctor usando la herramienta Buscar un médico en nuestra página de web.

Si le han diagnosticado cáncer de seno o cervical, podría calificar para participar en el programa de Medicaid para Cáncer de Seno y Cáncer Cervical. Póngase en contacto con una clínica que preste servicios para el cáncer de seno o el cáncer cervical para determinar si reúne los requisitos para participar en este programa. Puede usar la herramienta Buscar un médico para encontrar una clínica que le ayude con la solicitud.

Una buena nutrición es importante para un estilo de vida saludable porque puede ayudar a reducir el riesgo de problemas como enfermedades del corazón, cáncer y diabetes. Comer sano no tiene por qué ser difícil ni costoso. Con un poco de planificación para la semana siguiente, es posible lograr que tanto usted como su familia mantengan un estilo de vida saludable dentro de su presupuesto. 

Cómo conseguir ayuda

Estos son algunos recursos útiles para encontrar alimentos saludables y planificar una dieta nutritiva sin salirse de su presupuesto:

Su bienestar mental, emocional y social es importante para tener una buena salud en general. Estos factores pueden afectar la manera en que usted piensa, siente y actúa en su vida diaria. 

Los problemas de salud mental afectan aproximadamente a uno de cada cinco adultos en los Estados Unidos, de acuerdo con el Instituto Nacional para la Salud Mental. Estos problemas abarcan una amplia gama de afecciones como depresión, ansiedad y problemas por el abuso de sustancias. Entre las primeras señales de advertencia de que alguien podría estar teniendo problemas de salud mental son: 

  • Comer o dormir demasiado o muy poco.
  • Fumar o tomar más de lo normal.
  • Usar drogas ilegales o abusar de medicamentos como los opioides.
  • Cambios drásticos de humor que causan problemas en las relaciones personales.
  • Ideas de hacerse daño o hacerle daño a alguien más.
  • Incapacidad de desempeñar las tareas diarias, como cuidar de sus niños o ir al trabajo o la escuela. 

Si ha experimentado alguno de estos problemas o está preocupada sobre su salud mental o la salud mental de un familiar o amigo, hay recursos a su disposición que le pueden brindar ayuda

Cómo conseguir ayuda

El primer paso es encontrar recursos y servicios de salud mental en su área. Existen organizaciones que pueden ofrecerle acceso a pruebas de evaluación, educación, terapia y grupos de apoyo en salud mental. Para más información, haga clic en los siguientes enlaces (información en inglés, con enlaces a recursos en español). 

Si se trata de una emergencia médica, llame al 9-1-1. 

Si usted está pensando en cometer suicidio, llame por favor a:

  • Línea Directa Nacional para la Prevención del Suicidio: 1-800-273-8255 (TALK) o TTY 1-800-799-4889 (4TTY)
  • Red Nacional para la Prevención del Suicidio: 1-888-628-9454 
  • Línea Directa para la Prevención del Suicidio entre Veteranos: 1-800-273-8255 (TALK), y oprima el 1 

Dejar de fumar puede ser todo un reto. Sin embargo, es un paso importante que usted puede tomar para proteger su salud y la de sus seres queridos. 

Las personas que dejan de fumar experimentan a menudo un buen número de beneficios en su salud, en sus finanzas y en su vida social, entre ellos:

  • Disminución en el riesgo de padecer ciertas enfermedades y afecciones, como cáncer, enfermedades del corazón, accidentes cerebrovasculares y, en las mujeres, infertilidad.
  • Mejoría en el estado de ánimo y disminución en los síntomas de ansiedad.
  • Ahorro del dinero que se gastaba en cigarrillos.
  • Mayores posibilidades de tener bebés sanos.
  • Dar un mejor ejemplo de una vida más saludable para tus niños y tus seres queridos.

¿Está lista para dejar de fumar? Existen programas y servicios eficaces para ayudarle a alcanzar esta meta.

Cómo conseguir ayuda

Le tenemos buenas noticias: no está sola en su esfuerzo por dejar de fumar. Hay investigaciones que demuestran que sus probabilidades de dejar de fumar aumentan al doble al usar los servicios de Quit Line.

Para comenzar, aquí están varios recursos disponibles:

  • 'Quit for Life' es un programa en línea de la Sociedad Americana Contra el Cáncer que es fácil de seguir y le ayudará a dejar de fumar.
  • Llame a la Línea gratuita para dejar de fumar de Texas Tobacco al 1-877-YES-QUIT (937-7848) para recibir terapia individual gratuita y confidencial, así como servicios de apoyo. 

Mantener relaciones positivas con su familia y su pareja es parte importante de un estilo de vida saludable y equilibrado. Las relaciones abusivas tendrán un impacto en su bienestar físico, mental y emocional.

En algunos casos no es fácil darse cuenta de que su pareja la está tratando de manera abusiva. Sin embargo, debe estar alerta en caso de que su pareja realice algunas de las siguientes conductas:

  • Decirle que no usted no es capaz de hacer nada bien.
  • Mantenerla alejada de amigos y familiares, o desalentarla a que los vea.
  • Controlar cada centavo que se gasta en el hogar.
  • Mirarla o actuar de tal manera que le cause miedo.
  • Impedir que tome sus propias decisiones.
  • Intimidarla con pistolas, cuchillos u otras armas.

Las relaciones abusivas son algo serio. Si cree que necesitas ayuda, hay programas y servicios a su disposición.

Cómo conseguir ayuda

El Programa Nacional Contra la Violencia Doméstica cuenta con una  línea directa las 24 horas del día que ofrece los siguientes servicios:

  • Alguien que podrá recogerla y llevarla a un o hogar o lugar seguro a cualquier hora del día o de la noche.
  • Atención médica de emergencia.
  • Personas que le brindarán apoyo y le ayudarán a enfrentar sus problemas.
  • Ayuda legal en los sistemas de justicia civil y penal.
  • Ayuda para que los niños sigan yendo a la escuela.
  • Capacitación laboral y ayuda para encontrar un trabajo.
  • Ayuda para recibir otros servicios que necesite.

Si necesita ayuda, llame a la línea directa a cualquier hora del día o de la noche, al 1-800-799-7233.

Las personas con discapacidades del habla o de la audición que necesiten ayuda pueden llamar a los siguientes números:

  • 1-800-787-3224 (TTY)
  • 1-206-518-9361 (video por teléfono)

Puede encontrar más información en las siguientes páginas web. Haga clic en los siguientes enlaces.

Ir arriba